Llevar la vida al día

Hoy es lunes. Es más, es el primer lunes después de fiestas, que empezaron después del primer lunes post-bronquitis de Víctor. Todo esto es suficiente como para que la vida se descontrole y, cuando eso pasa, todo va mal. Yo voy mal. Ayer vi algo muy parecido en el Instagram de Zora Groothuis, una colada...

Los virus se han comido mi trabajo

Víctor lleva enfermo desde el jueves (escribo esto un martes*). El primer día solo tenía un poco de fiebre y lo tuve fácil, trabajé desde casa mientras mi madre se quedaba con él. El segundo día tenía una reunión a la que debía ir sí o sí y antes de las 14 me fui corriendo...

¿Un poco de luz?

La semana pasada fue la peor en mucho tiempo. La peor laboralmente, porque hice una cagada con un cliente que tengo que pagar de mi dinero que no es sino la consecuencia de ir todo el día de un lado a otro, todo el día pendiente de todo y otra serie de catástrofes que paso...

Se supone que concilio

Se supone que trabajo a jornada completa, y digo se supone porque, muchas veces, para poder llegar a las 8 horas me toca trabajar el fin de semana para hacer tareas pendientes. Pero mi modelo de conciliación de madre pringada es otro tema. Pongamos que pudiera sacar las 8 horas del tirón cosa que solo...

El proyecto gamucornio

Un día de estos de calentón (el 90% de mis días) dije en un stories de Instagram que la corresponsabilidad era más fantasía que una hibridación imposible entre un unicornio y un gamusino. Los unicornios están muy de moda pero yo, que soy bastante más de campo, siempre he sentido fascinación por los gamusinos. Pierdo...

¿Por qué lo llaman ‘conciliación’ cuando quieren decir ...

Yo he tenido mucha suerte. Víctor está a punto de cumplir 9 meses, seguimos con lactancia materna, no me he perdido nada y llevo trabajando desde que se me terminó la baja a las 16 semanas pero… ¿A cambio de qué? De ir todo el lado de un lado a otro, de que se me...

Sobrevivir a conciliar desde casa

Soy autónoma y llevo un año trabajando desde casa, primero porque me pasé todo el embarazo de reposo relativo y ahora porque me he empecinado (mi entorno dixit) en mantener la lactancia materna a pesar de estar trabajando a jornada completa. Yo tengo la suerte de que, por mi trabajo, puedo estar en casa porque...

Mi p**a vida ya es una huelga a la japonesa

Voy a contar la verdad: me lo había montado de puta madre para hacer la huelga mañana hasta que la cosa se empezó a torcer. Mi plan inicial era adelantar durante la semana (¡aunque son fiestas!) para dejarme el día de mañana despejado a tope y poder hacer huelga. Y luego está la huelga de...

Eso de la conciliación

El primer afectado por mi vuelta al trabajo es este blog: lo tengo abandonado. Volver al curro ha mandado a tomar viento todo lo que había conseguido organizarme y todos mis grandes planes para estos meses. Han pasado dos semanas desde la reincorporación y creo que ya puedo decir que mi plan perfecto ha funcionado...